Sabado 11 de agosto de 2018

“Penny Lane is in my ears and my eyes, there beneath the blue suburban skies”. Liverpool nos recibe como siempre, con la mejor onda y con un cielo azul que remite absolutamente a la hermosa canción de The Beatles.

Hoy estrenamos los Tours Rock Is Here con dos recorridos bien diferenciados: uno mayoritariamente histórico que incluyó algunos lugares de nacimiento, antiguos y soberbios pubs donde los Fab 4 calmaban su sed, sus colegios, sus catedrales, los sitios donde John y Paul consiguieron sus primeros instrumentos, sus hospitales -incluyendo ese que cobijó a un Ringo al borde de la muerte y que fue el mismo en el cual le surgió su amor por la percusión-; algunos resabios de ignotos clubs  donde tocaban muchas veces frustrados ante el poco avance de su carrera, pero también otros que los vieron tan triunfales y héroes de una ciudad como que tuvieron que instaurar hasta un Día Internacional Beatle.

Estuvimos en otros de antiquísimas leyendas y en alguno que fue testigo hasta hace poco de un programa de TV “bate récord” como fue el Carpool Karaoke de James Corden con Paul McCartney. Un lugar, que dicho sea de paso, ya tenía su propia y magnífica historia además de ser impactante desde el punto de vista arquitectónico.

Pero también vimos esos lugares tan turísticos, mega famosos y que están en pleno apogeo, un apogeo que hace olvidar que en la década de los 80 hasta tuvieron que cerrar, mientras nos llenaban de grupos de trascendencia y talento limitado -pero con muchos sintetizadores y un pop de profundidad a la altura de la orilla- y nos querían hacer creer que The Beatles habían pasado de moda, al igual que muchas de las bandas de los 70s.

Decía que muchos sitios tuvieron que cerrar o casi debido a esa indiferencia que contagiaba incluso a la ciudad que vio crecer a la banda más grande de todos los tiempos. Incluso The Cavern Club. El Cavern -o The Beatles Store y la exhibición  The Beatles Story-cada vez recibe más gente que viene a ver y sentir y a dejar sus lágrimas de felicidad e incluso sigue inaugurando lugares de excepción – el flamante Magical History Museum de la familia Best es un gran ejemplo- pero en aquellos tiempos intolerantes y nefastos nadie quería hacerse cargo del legado beatle. Era demasiado para seguir, nadie podía ponerse los mismos zapatos.

Pero hoy sí, y Liverpool vive vibrante gracias a su historia. Hoy recorrimos muchos de esos lugares y llegamos para quedarnos. En Rock Is Here estamos armando algo para que tus visitas a Liverpool, pero también a Londres y Manchester sean inolvidables. Estos tours de la semana pasada en la capital inglesa y los de hoy fueron la precuela de lo que se viene.

Quedate cerca de Rock Is Here.

 

Elige tu moneda